Inicio Destacada Todo sobre mi semen

Todo sobre mi semen

2196

semen-tal
Si aun no te enteraste, te contamos que el semen es un liquido que producen las glándulas genitales de un hombre, o de varios, si es que se está acompañado. Además de servir como elemento que señala un evidente placer, la función orgánica del semen es transportar los espermatozoides hasta el óvulo, por ello el semen cuenta con diversas sustancias que garantizan que los chicos lleguén a su destino de la mejor manera posible. De todas maneras el semen no solo transporta bebecitos minúsculos, no hay que asustarse.

Color, Olor y Sabor del Semen
No se puede describir fácilmente el olor y sabor del semen, porque dependerá de cada persona y de la dieta que lleve. Por lo general es ligeramente salado y un poco ácido. Dicen quienes lo han probado, que su sabor es parecido al de algunas frutas cítricas o a la menta, este sabor «afrutado» para algunos puede deberse a que el semen contiene azúcares, que sirven de nutriente a los espermatozoides.

¿Se puede cambiar su sabor? Es poco probable, aunque algunos especialistas afirman que alimentos como los espárragos pueden hacer variar su gusto, es cuestión de probar digamos. El cambio, dicen, suele ser imperceptible o notado por una pareja que tenga sexo regular y lo pruebe con frecuencia. Algunos productos de sex-shop aseguran poder cambiarle el gusto (aseguran que quedaría con un «agradable» sabor manzana).

Sin embargo, no existen catadores de semen que certifiquen tales variaciones de sabor.

camerondiazcumhair071108
Cameron Diaz, muestra otros usos del semen.

En cuanto al aspecto, el semen luce como un liquido viscoso blanquecino. Cualquier cambio de color debe consultarse con el médico. Cuando presenta puntos rojos puede ser por presencia de sangre y cuando tiende a ser marrón o negro (hay casos reportados de semen de color negro intenso) debe consultarse inmediatamente al especialista porque suele estar relacionados con infecciones u otros problemas con algunos órganos involucrados en la función reproductiva. No se conocen otros colores de moda, si alguien tiene semen azul o estilo leopardo, podrían enviarnos un correo a la redacción de SentidoG y otro al médico urgente.


Tremendo orgasmo, pero ¿Dónde esta mi semen?
Se puede tener un orgasmo sin eyaculación o, en el peor de los casos, una eyaculación sin orgasmo, llamada científicamente Anhedonia Eyacuatoria, que vendría a ser una ausencia de placer al eyacular.

Aunque suele asociarse a técnicas orientales o de relajación voluntaria, el orgasmo sin eyaculación no es muy difícil de tener, si se estimulan determinadas zonas corporales que variarán de hombre a hombre. Descubrir que zonas son y con que intensidad hay que estimular, es tan placentero que lo mejor es empezar a buscarlas. También se pueden presentar orgasmos secos luego de intervenciones quirurgicas en la próstata.

Con respecto a las distancias alcanzadas, no hay nada escrito. Que tan lejos llegue un chorro de semen dependerá de muchas cosas: Cantidad de semen eyaculado, condición física, forma del pene, nivel de excitación, etc etc.

¿Se puede tragar? ¿untar?
Antes de tomar tu cucharada de semen, tienes que saber que tienes un gran riesgo de contraer enfermedades de transmisión sexual. El fluído es algo así como el habitat predilecto de bacterias y virus, por ello no se aconseja su ingesta.

Es nutritivo y tiene pocas calorías
Es nutritivo y tiene pocas calorías

Ahora, que si te aseguras de que todo está bien, exámenes de por medio, certificación notarial y demás recaudos puedes tomar las cantidades que quieras porque no se ha reportado aun efecto nocivo para la salud (salvo las enfermedades, ojo con las enfermedades)

El semen no engorda, 7 calorias por cucharadita es muy poco para que lo uses como excusa de tu sobrepeso por más consumidor que seas. Involucrarlo dentro de la actividad erótica, ofrece posibilidades tan amplias como la imaginación de los participantes dicte. Se puede usar el semen como lubricante para masajes eróticos. También se presta a juegos como el siguiente: practicar sexo oral hasta producir una eyaculación, y de inmediato ofrecérselo al compañero en un beso cargado de semen, los norteamericanos que le ponen nombre a todo le han llamado Swap Swallow al porno en el que los actores intercambian semen de boca a boca.

Algunas parejas, nos cuentan los lectores, -en nuestra redacción nadie dijo esta boca es mía-  utilizan una práctica en la que uno de los dos amantes practica sexo oral al otro hasta recibir la descarga y luego usar el semen como lubricante para penetrar analmente al compañero. En fin… tanta variedad como gustos.

¿Eyacular quita la potencia o el ánimo para los deportes?
Este es un mito frecuente dentro de los deportistas, pero sobretodo de los entrenadores, que prefieren que sus pupilos descansen antes de un partido y no que pasen la noche haciendo acrobacias sexuales que -esas si- los agoten. Lo cierto es que eyacular no produce ningún desgaste anímico. Puede producir, eso si, un poco de relajación, a veces ganas de fumar y algunas otras ganas de que el otro se vaya a su casa, pero ese es otro tema.

¿Se me va a acabar mi semen? ¿Por qué no me sale ni una gota?
Puede ser por varias razones. Hay factores de orden físico y orgánico, y también hay factores psicológicos. Algunas drogas sedantes, el alcohol, bloqueadores alfa, ansioliticos, somníferos, pueden provocar cambios eyacuatorios.

No es solo apretar y salir
No es solo apretar y salir

También son causa de cambio en la emisión de semen algunas enfermedades como la diabetes y la esclerosis múltiple, y algunos procedimientos quirúrgicos. La emisión del semen puede verse del mismo modo entorpecida por la ansiedad, la fatiga o cambios no deseados en las pautas de conducta sexual. La edad también produce algunos cambios, sobre todo en la frecuencia de la emisión, ya que con el envejecimiento el organismo necesita más tiempo entre eyaculación y eyaculación para producir el semen suficiente.

No hay ninguna relación entre la impotencia y la carencia de semen, por mas que en algún caso específico pueda darse una coincidencia entre estos factores. La impotencia obedece en la mayoría de los casos a causas psicológicas, que no tienen por que reflejarse en otros espectros físicos de la persona, y aun en el caso de que la impotencia se deba a causas físicas, esto no implica necesariamente que el enfermo se vera imposibilitado de producir semen. Igual, si no se te para no te preocupes por el semen, acudí al médico.

En un hombre sano, el semen no se acaba nunca. Puede disminuir la cantidad, pero nada peor que eso. El hombre puede producir semen siempre, pero con los años puede dejar de producir espermatozoides y por ello dejar de ser fertil. El semen seguirá saliendo para placer del productor.

Una cosa rara: ¿El semen siempre sale para «afuera»?
No siempre. Si señor a veces no sale y va a parar adentro de la vejiga, en lugar de salir por el pene. Esto se llama eyaculación retrograda, o eyaculación seca. Si hay problemas que impidan el cierre del esfínter que comunica a la vejiga con la uretra, entonces el semen puede desviarse y llegar al interior de la vejiga. Por lo tanto, no sale del pene.

Este trastorno puede presentarse después de operaciones en la pelvis baja, o de las grandes cirugías de próstata. También puede presentarse en hombres que padecen de diabetes o de esclerosis múltiple.

No confundir con orgasmos fingidos.

Si se presenta en estos casos no hay que preocuparse porque el semen saldrá posterioremente mezclado con la orina. Pero si, en el caso raro, de que sin razón aparente esto sucede, hay que consultar con el urólogo.

En SentidoG te preguntamos:
¿Has tenido vos o «algún amigo» un problema con el semen?

[poll id=»7″]

Comentarios

0 Comentarios